¿Sabías que? Por: Carlos Andrés Clavijo El arma más letal: ODIO

¿Sabías que? Por: Carlos Andrés Clavijo El arma más letal: ODIO 25

¿Sabías que? Por: Carlos Andrés Clavijo. El arma más letal: ODIO. Columna de opinión.

Hace unos  varios años tomé la decisión de no cultivar el ODIO, porque nos vuelve locos, pasionales y nos enferma llevándonos a perder la VISIÓN y volviéndonos estúpidos. Hoy nos encontramos en un estado de amenaza por todos los lados, por la pandemia, por el hambre, las deudas y la violencia que está a flor de piel en todas partes.

El odio hoy se convirtió en un referente nacional que ha conllevado a muchos dirigentes a perder la objetividad y a perder las causas que verdaderamente deben de defenderse, el odio es muy ciego como otros sentimientos que tenemos como cuando amamos, con la diferencia de que uno destruye y el otro crece.

Eso es lo que está pasando, hemos perdido objetividad en la polarización nacional de ambos lados, como si fuéramos distintos o perteneciéramos a mundos distintos, porque una cosa es la oposición con ideas, argumentos y otra muy distinta el cultivo del odio que se engendra en el ADN de los JÓVENES para hacer daño y orientar una causa que se pierde y se diluye.

Recuerdo que alguna vez leyendo a Charles Darwin en su libro “El Origen de las Especies”, hacía referencia a las emociones, tanto de los hombres como de los animales y precisamente en ese análisis evolutivo de muchas manifestaciones emocionales, le dedica todo un capítulo al odio.

Quizás quienes alimentan esa teoría de odiar sin evaluar el daño que le hacen tanto a la sociedad, como a las generaciones futuras, no tuvieron la oportunidad de conocer la aciaga época denominada “La Violencia”, donde militantes de partidos políticos se agredían sin compasión, situación que incluso llevó a devastadoras tareas de incendiar poblaciones completas, en una manifestación de odio sin precedentes que ya habíamos superado, pero que pareciera regresar a consecuencia de la violencia verbal y las expresiones insensatas que se emiten por las redes sociales.

“La política debe de recuperar su sentido de defender las causas y dejar a un lado los odios intempestivos que nos dañan y nos agobian, todos vamos a pasar, los hombres y las mujeres. Lo que nunca deben de pasar son las causas que podemos defender”.

Hoy hemos perdido sin darnos cuenta nuestra libertad y tal vez la política tendrá que recuperar su norte específico de darle la felicidad a sus ciudadanos y hacerles un mundo mejor; pero es una causa perdida por la pasión de odio que se siente en una nación que se ve fragmenta cada día más.

La política debe de recuperar su sentido de defender las causas y dejar a un lado los odios intempestivos que nos dañan y nos agobian, todos vamos a pasar, los hombres y las mujeres. Lo que nunca deben de pasar son las causas que podemos defender incluso algunas que se van a perder, pero lo que debe de continuar es el cambio en el cual debemos proteger a las nuevas generaciones que esperan su oportunidad para demostrar que pueden cambiar una historia fraguada en violencia, odio y resentimiento.

Lo que no se han puesto a evaluar quienes siembran e incuban en sus mentes dañinas, ese odio visceral a sus congéneres, es que la situación es tan grave que ello puede terminar como un bumerán, que se devuelve y no sabemos que tantas consecuencias nefastas pueda traer.

Cada uno desde su orilla debe de concientizar en lo importante que significa construir, de lo contrario será destruir, el tiempo se va agotando, pero las causas van quedando y desde que nos propusimos ayudar en lo público lo hicimos sin generar odio, así sean distintas las posiciones y las diferencias, lo haremos siempre desde las buenas formas y sin violencia.

Hoy quería dejarles esta reflexión de vida, donde cada  uno sabrá qué hacer, pero darle a   un mensaje positivo, donde la pasión debe ser por construir y superar el odio que se ha engendrado en una generación que expira cada vez más y se resiste a cambiar.

Blademir Bermudez
Empresario y comunicador con cerca de 20 años de experiencia en el campo del mercadeo y la publicidad en los medios impresos e internet, ha sido asesor de varias campañas exitosas de posicionamiento del nombre de personas en el ámbito del ejercicio público y empresarial, siendo a su vez pionero del desarrollo de plataformas virtuales de guías comerciales en Colombia.